En su introducción recoje las señales de observación, que aunque carecen de valor científico, los navegantes españoles y los jíbaros puertorriqueños utilizaban para saber la existencia de una tempestad cercana. Otro contenido interesante de este documento es que presenta unas décimas compuestas al huracán San Felipe y otra para la Cruz Roja Americana en 1928. Por Rafael W. Ramírez de Arellano y publicado en el Boletín de la Universidad de Puerto Rico (diciembre 1932).
https://issuu.com/coleccionpuertorriquena/docs/huracanes_pr_-ramirez_arellano_1932