Durante la pasada huelga en la UPR por casi 60 días, un grupo de estudiantes pernoctaron en el Recinto de Río Piedras. En edicha “estadía” los estudiantes establecieron reglas de convivencia como normas de limpieza, disciplina, seguridad y alimentación. Precisamente en este último punto, al abrirse el Recinto se hicieron público dos huertos caseros que los estudiantes desarrollaron durante esas semanas. Uno frente a la Torre y otro frente a la Facultad de Ciencias Sociales.

Sembraron maíz, berenjenas, culantro, habichuelas, repollo, etc. Fue asombroso para mi, no solamente ver estos huerto en lugares que había anteriormente grama sino que usaron el reclaje de materiales para mantener un rústico sistema de riego por gota. Consistía en reutilizar botellas llenas de agua con un pequeño agujero y los enterraban en la tierra del huerto. ¡Genial!¡Que Vivan los Estudiantes!

Anuncios